Terapia con sales de Schüssler

Terapia con sales de SchüsslerLas sales de Schüssler son sales inorgánicas las cuales, por tener una acción y efecto bioquímico sobre actividades fisiológicas debilitadas o alteradas, se usan como terapia alternativa para sanar innumerables afecciones. Esta terapia se basa en la teoría de que la vitalidad de los órganos del cuerpo depende de cantidades proporcionales de constituyentes inorgánicos, los cuales son indispensables para su mantenimiento y adecuado funcionamiento.

Las sales se encuentran en órganos y tejidos específicos. A través de la alteración de las sales en los tejidos, o cuando se carece de la suficiente sal en estos, es cuando el órgano o tejido se debilita, y se origina, como consecuencia, una enfermedad. A través de la administración de la misma sal, el tejido u órgano puede reequilibrarse, y así ayudar a erradicar una enfermedad. La administración de la sal correspondiente provoca que el cuerpo llegue a su correcto funcionamiento.

¿Qué son las sales de Schüssler?

Son 12 sales con diferentes propiedades y funciones, las cuales se administran cuando el cuadro que presenta el paciente es similar al biotipo representativo de cada sal, la cual tiene como finalidad poner en marcha actividades fisiológicas debilitadas o alteradas.

¿En que cosiste la terapia con sales de Schüssler?

Este sistema terapéutico, desarrollado por el Dr. Schüssler (ver detalle más adelante), consiste en preparar 12 remedios con una sal inorgánica distinta cada uno de ellos, reducida en unos casos a la potencia homeopática sexta decimal (6d), y en otros a la tercera decimal (3d), tamaños casi infinitesimales que facilitan la circulación y asimilación de las sales en las células y tejidos del organismo. Se administra por gotas.

Tipos de sales Schüssler

La terapia aplica diferentes tipos de sales, pues cada una esta enfocada a revitalizar determinados órganos o curar ciertas enfermedades. Por ejemplo: para el tejido nervioso Kalium phosphricum, esta sal ayuda a activar la oxigenación celular, ideal en procesos inflamatorios con secreción o infecciones, es un buen metabólico celular, útil para tratar catarros, bronquios, catarro intestinal, hepatitis, reumatismo articular, tendencia ansiosa, nerviosismo, etc. También hay otras sales como la Natrum sufuricum, que es un  regulador metabólico  indicada en casos de anemia, anorexia, catarro, cefaleas, neurosis, diarrea, dolor reumático, etc., la Kalium muriaticum, para los glóbulos sanguíneos, Calcarea fluorica para los huesos, la Magnesia phosphrica para los músculos, y la Kalim sulphuricum para la piel, epidermis, células epiteliales, etc., entre otras sales.

¿Cómo se lleva a cabo la terapia con sales Schüssler?

Depende de la persona y de lo que quiera sanar. Las dosis que se administran deben ser moderadas y tomando en cuenta la situación personal. Las dosis deben ser guiadas por un profesional, pues la sobredosis o el mal uso de ellas (dado que no se eliminan totalmente, sino que se fijan en las células) pueden producir alteraciones importantes.

Un ejemplo del correcto empleo de la sal es como sigue:

  • Kalium phosphoricum:
    Localización: esta sal se encuentra en todos los líquidos fisiológicos y específicamente en los  tejidos humanos del cerebro, los nervios, los músculos, las células sanguíneas y el líquido extracelular.
    Actividad fisiológica de esta sal: influye en los procesos de oxidación en la sangre, así como en la saponificación de las grasas y en el intercambio de gases. Posee una acción antiséptica en los tejidos, es indispensable para la formación de los tejidos.
    ¿A quien se le debe administrar esta sal? A aquellos que presentan dolores paralizantes, trastornos nutricionales, postración nerviosa y muscular, falta de energía, irritabilidad, ansiedad, hipocondría, fotofobia.
    Síntomas cuando falta esta sal: temor, tristeza, susto, nostalgia, recelo, agorafobia, pérdida de memoria, pulso débil, debilidad muscular y nerviosa que puede llegar a la parálisis.

¿De dónde proviene esta terapia con sales?

El Dr. Samuel Hahnemann, padre de la homeopatía, fue, junto con otros homeópatas, quien comenzó a experimentar con sales inorgánicas para la recuperación de la salud. Sin embargo, no fue hasta que el Dr. Wilhelm Heinrich Schüssler, de nacionalidad alemana, dio forma y dirección concreta a la investigación de Samuel, sobre las doce sales que hoy llevan su nombre.

¿Quién es el Dr. Schüssler?

El Dr. Schüssler estuvo siempre interesado en la Ley del Mínimo, la cuál establece que la enfermedad es consecuencia de la deficiencia de ciertos minerales en las células. Schüssler analizó las cenizas de personas cremadas pues sólo aquí se podía observar la deficiencia de sales en el cuerpo. En las cenizas descubrió que en todos los seres humanos ya fallecidos siempre había ausencia o deficiencia de al menos dos sales bioquímicas.

Schüssler elaboraba expedientes clínicos de cada una de las personas cuyas cenizas analizaba, anotando nombre y fecha de nacimiento, así como la enfermedad de la que habían fallecido y/o padecido en su vida. Este experimento demostró que en los pacientes había deficiencia de sales principales, lo cual, asumía el, propiciaba la enfermedad.

Su conclusión fue que, si los tejido su órgano son irrigados por la sangre con la cantidad adecuada de cada una de las 12 sales indispensables, se alteraba el movimiento molecular de las sales en los tejidos y órganos, lo que causaba el desequilibrio en el funcionamiento y metabolismo de las células y su metabolismo, lo que produce las enfermedades.

Schüssler  afirmaba que “si en el curso de una enfermedad se retrasa la curación espontánea, entonces se administra las sales minerales adecuadas, en forma molecular (potenciadas o dinamizadas). Estas moléculas pasan a la sangre a través de la mucosa bucal y desencadenan en el foco de la enfermedad un veloz movimiento molecular. De nuevo se pone en marcha el intercambio de substancias entre las células sanas y las enfermas, lo que hace que se produzca la curación.”

Si deseas saber más al  respecto, te recomendamos leer Manual para el Tratamiento Bioquímico de las Enfermedades, por el Dr. W.H. Schüssler.

Tags:, , ,

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Loading...Loading...
Últimos Comentarios

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *