Arañitas vasculares (varices) en la cara

Arañitas vasculares (várices) en la cara

Las arañitas que aparecen en la cara (telangiectasias) se suelen confundir por lo general con varices, pero no son exactamente lo mismo. Las varices son venas debilitadas que toman una coloración azulosa debido a la congestión sanguínea, aparecen por lo general en el área de las piernas y se deben principalmente a un trastorno de la circulación sanguínea. Las varices suelen  hincharse y provocar dolor, y las arañitas no.

Las arañas vasculares (que son varices muy débiles) en el rostro son vasitos capilares rotos que toman una coloración azulosa o violácea en la piel, son pequeñitas y delgadas y no causan dolor, aparecen por lo general en las mejillas o nariz o en otras partes de la cara. En realidad no son un problema de salud sino más bien estético, si acaso representan un síntoma a algunos trastornos en el cuerpo.

La aparición de estas arañitas se debe a diferentes causas como:

• Excesiva presión sanguínea en las venas o arterias.

• Venas frágiles y mal nutridas. A menudo la causa de las arañitas están relacionadas con las venas grandes, por lo que hay tratar estas primero para poco a poco ir corrigiendo las telangiectasias.

Una dieta descuidada, alta en almidones, grasas nocivas, azucares y harinas refinadas, así como comida chatarra, lo cual sólo causa desnutrición severa en venas, volviéndolas frágiles y fáciles de reventarse.

• Un golpe o jalón fuerte en la cara que rompe las venas frágiles o mal nutridas.

• Herencia.

• Presión arterial alta (hipertensión).

• Hábitos de vida sedentarios, con baja o nula actividad física.

• El embarazo, debido a las variaciones en los niveles hormonales.

• Peso excesivo.

• Estreñimiento crónico, abuso de alcohol y el consumo de determinados medicamentos, si como la toma de anticonceptivos.

Tratamiento para menguar y prevenir las arañitas en la cara:

• Evita el exceso de almidones, azucares refinados y productos procesados en tu dieta.

• Realiza ejercicio para que tu circulación sanguínea sea energética y saludable. Muchos problemas de este tipo se deben a una vida sedentaria y a venas frágiles y mal nutridas.

• Un factor que puede propiciar la aparición de las arañitas en la cara y que hace difícil su tratamiento es la exposición al sol. Hay personas que creen que si se asolean la cara las venitas no se notaran tanto por el bronceado, pero esto tan solo provoca que el problema se agrave y que la piel corra riesgos de quemaduras, resequedad, etc.

• Incluye en tu dieta el ajo, el cual es un excelente complemento para reforzar las venas y volverlas saludables, así como fomentar la buena circulación. Toma un diente de ajo en ayunas con un vaso de agua tibia y no comas nada durante media hora. Si no te gusta el ajo por las mañanas, puedes tomarlo por las noches y en la mañana el olor fuerte del ajo habrá desaparecido.

• Haz una pasta de ajo con una cucharada de yogurt natural y da con esta crema un suave masaje circular sobre las venitas. Enjuaga con abundante agua después.

• Otros complementos dietéticos muy buenos para prevenir y ayudar a que las várices mengüen son: el alga espirulina, la zanahoria, la alfalfa, los germinados, el aceite de oliva prensado en frío, las leches vegetales en sustitución de la leche de vaca la cual suele con el tiempo atascar las venas de grasa.

• Realiza yoga facial, gimnasia y/o digitopuntura facial, estas alternativas ayudarán a fomentar y estimular la buena circulación y a hacer más elásticas y resistentes tus venitas.

• Evita bañarte con agua muy caliente cuando te bañes o laves tu cara.

• Usa protector solar cuando te vayas a exponer al sol por tiempo prolongado.

• Incluye en tu dieta frutas y alimentos ricos en antioxidantes, los cuales te ayudaran a regenerar los tejidos de tus venas y tu piel.

• El tratamiento con láser es un método que puede ser muy efectivo y rápido para desaparecer las venitas.

• El tratamiento de las arañitas puede ser también con escleroterapia, microfoam o la terapia fotodinámica. Estos tratamientos no causan molestias, se realizan mediante la inyección con agujas que no causas dolor (atraumáticas), algunas sustancias que ayudan a desvanecer las arañitas. Sin embargo, estos tratamientos con sustancias químicas pueden causar daños secundarios, como hematomas, pigmentación en el sitio tratado, formación de pequeños trombos en las venas tratadas, escaras, infecciones localizadas, etc.

Tags:, , ,

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (5 votes, average: 2,00 out of 5)
Loading...Loading...
Últimos Comentarios

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *